miércoles, 27 de junio de 2018

Migrantes, recluidos en estaciones de media y alta seguridad en México: Jarab


Laura Gómez Flores
 
Periódico La Jornada
Miércoles 27 de junio de 2018, p. 14
El representante de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Jan Jarab, afirmó que en México sí hay privación ilegal de la libertad de los migrantes, quienes son enviados a estaciones de carácter carcelario de media y alta seguridad, resguardadas por hombres armados, donde pueden ser objeto de otras violaciones graves a sus garantías, como la tortura.
En la conferencia Detención migratoria y tortura: del estado de excepción al estado de derecho, señaló que hay contradicción entre la capacidad de la sociedad mexicana de generar crítica a lo que hace Estados Unidos con la separación de niños y la falta de una crítica a su propia política respecto de las condiciones de los migrantes en tránsito y quienes desean vivir en México.
Consideró necesario impulsar un nuevo paradigma en la migración, pues está enfocada en el control y las tres D: detección, detención y deportación, así como avanzar hacia una política social inclusiva.
Las malas condiciones de las estaciones migratorias fueron corroboradas por el Subcomité de la ONU para la Prevención de la Tortura, que visitó México a finales de 2016, y son una forma de disuadir o forzar a los migrantes a no solicitar asilo o retirar sus solicitudes.
En su informe dio fe del hacinamiento y las malas condiciones en que se encontraban las personas detenidas, con comida de mala calidad, niños no acompañados detenidos en cuartos muy fríos sin la ropa adecuada y hasta la amenaza de separar a los menores si no dejaban de llorar y enviarlos al DIF.
El consejero de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, Christian Rojas Rojas, exigió a su vez suspender las detenciones y confinamiento en las llamadas estaciones migratorias, donde sistemáticamente se violan los derechos de los indocumentados.
Explicó que existen 32 estaciones migratorias, 15 provisionales tipo A para permanencia máxima de 48 horas y 12 provisionales tipo B para estadía máxima de siete días, además de un sinfín de garitas con jaulas, donde estos tiempos de detención son superados y el trato es cruel y persistente, lo que configura condiciones de tortura.
De 2013 a 2017, casi 700 mil personas fueron detenidas y 597 mil 602 permanecieron en esa condición hasta ser deportados, pues el modelo mexicano responde a un estado de excepción, de generar sensación de miedo entre la población para legitimar la violación de los derechos de los migrantes.
Las detenciones de migrantes ocurren en todo el país y desde 2014 se realizan operativos denominados de rescate, que en la práctica son encarcelamiento, afirmó el también integrante del Grupo Impulsor contra la Detención Migratoria y la Tortura. Al igual que el miembro de la Red Nacional de Organismos Civiles de Derechos Humanos, Fernando Ríos Martínez, exigió condiciones mínimas de dignidad para los migrantes y suspender las detenciones y confinamiento en las estaciones.

Fuente

No hay comentarios: