miércoles, 25 de abril de 2018

Protestan asesores de diputados por rescisión anticipada de contrato

Foto
Aspecto de la protesta de asesores de diputados, este martes, en la explanada principal del recinto de San LázaroFoto Roberto García Ortiz
Enrique Méndez y Néstor Jiménez
 
Periódico La Jornada
Miércoles 25 de abril de 2018, p. 21
La Junta de Coordinación Política de la Cámara de Diputados acordó rescindir de forma anticipada los contratos de mil 500 asesores de todos los grupos parlamentarios, lo que desató manifestaciones de los trabajadores, quienes intentaron ingresar al pleno y advirtieron que sin ellos no habrá entrega-recepción.
El secretario general de la cámara, Mauricio Farah, argumentó que se trata de personal por honorarios, sin derecho a liquidación y cuyos contratos pueden darse por concluidos en cualquier momento.
Al tiempo que se desarrollaba la sesión del pleno de ayer, al menos 300 asesores, quienes son los encargados de elaborar las iniciativas que después presentan los diputados a su nombre, dejaron las oficinas para recriminar sus despidos.
Francisco Núñez, uno de los inconformes, quien trabaja para la fracción del PRI, explicó que desde el lunes empezaron a recibir los formatos para la rescisión de sus contratos al 31 de mayo, mientras, aseguran, deberían ser efectivos hasta el 31 de agosto, por lo que se quedarán tres meses sin sueldo. Esta es la casa del pueblo, aquí se hacen las leyes y tenemos que exigir que se cumplan nuestros contratos, señaló el empleado.
Por su parte, José Luis Mondragón, asesor de Movimiento Ciudadano (MC), recalcó que los recursos para cubrir sus sueldos ya estaban etiquetados desde el inicio del año como parte del presupuesto de la cámara.
El trabajo de asesor no es cualquier cosa, es de 24 horas y no importa cuándo lo necesita el diputado, si es sábado o domingo o si tenemos a alguien enfermo, lo atendemos, lo que quieren hacer es cortar nuestros contratos y quedarse con tres meses de salario sin que nos expliquen en qué lo van a usar, agregó.
Tras reunirse en la explanada principal del recinto de San Lázaro, buscaron entrar a la sesión del pleno que se desarrollaba en ese momento; sin embargo, les cerraron los pasillos y entradas.
¡Solución!, ¡solución! gritaron afuera de la entrada principal. Tras ello, fueron notificados de que serían escuchados por los integrantes de la junta; sin embargo, media hora después, regresaron al no ser atendidos por ningún diputado.
A su vez, Mauricio Farah afirmó que el recorte de los mil 500 asesores es una medida responsable por la baja en la actividad, ya que el 30 de abril concluirá el último periodo ordinario de sesiones, y serán apoyados con un recurso de tres a cinco meses de salario, a pesar de que, afirmó, que en términos de ley no tengan derecho a ello.
En la sesión, legisladores de todos los grupos respaldaron a los trabajadores y exigieron transparencia en sus contratos.
Es una total injusticia la que hemos avalado con nuestro silencio o con nuestra acción hacia los trabajadores, y por supuesto que tienen nuestra solidaridad. Merecen expresarse y deben atenderlos, porque a esta Cámara de Diputados, al Poder Legislativo no le falta dinero, le falta vergüenza, señaló el diputado Jorge Álvarez Máynez (MC).

 Fuente

No hay comentarios: