martes, 24 de abril de 2018

Doble victoria de universitarios en Sonora STEUS GANÓ SU HUELGA

Secretario de prensa del SUTIN y
Colaborador Voluntario de Frecuencia Laboral,
Con una mejoría de 12 por ciento en los salarios de los trabajadores, el Sindicato de Trabajadores y Empleados de la Universidad de Sonora (STEUS) que agrupa a los 1800 trabajadores de esa casa de estudios, logró una doble victoria después de casi una semana en huelga. El pasado 16 de abril había colocado las banderas rojinegras en los planteles e instalaciones de esa universidad, por revisión del contrato colectivo de trabajo.
Con el inicio de la huelga, la Junta Local de Conciliación y Arbitraje declaró que ésta era improcedente y ordenó el archivo del expediente correspondiente, pasando por encima del derecho de los trabajadores a firmar y revisar contratos colectivos en los términos de la legislación laboral.
Ante tal arbitrariedad de las autoridades laborales, ya que no existe en la ley el concepto de improcedencia, el STEUS hizo valer su organización y decisión de lucha y decidió continuar el movimiento. Esta decisión contó con la solidaridad del sindicato hermano de trabajadores académicos, así como de otras organizaciones sindicales de Sonora y a nivel nacional.
En 2014 el STEUS protagonizó una larga huelga durante 68 días que no logró los resultados esperados por los trabajadores y arrojó el descuento de 50% de los salarios caídos, lo que dejó en un estado de desgaste a la organización. En aquel movimiento la rectoría de la universidad pretendió sentar un precedente para evitar futuras huelgas en las universidades golpeando no solo al STEUS, sino a todo el sindicalismo universitario.
Además, se trató de dividir desde adentro al sindicato, impulsando el esquirolaje, lo que fue derrotado por los trabajadores, quienes no cedieron al engaño y defendieron con éxito la autonomía sindical.
El Secretario General del STEUS, Ismael Arredondo, entrevistado por Frecuencia Laboral , el espacio donde los trabajadores son la noticia , destacó la doble victoria lograda por el sindicato ya que la declaración de improcedencia pretendía desmoralizar a los trabajadores y frenar su lucha, lo que no solo se evitó con la decisión de continuar el movimiento, sino que se logró una importante mejoría en los ingresos de los universitarios sonorenses, que se sumó a la victoria política que representó el superar la declaración de la junta de conciliación, fortaleciendo la organización sindical.
El incremento salarial incluyó una prima de 4.7% a la prestación de despensa, la retabulación de 3 perfiles con lo que se benefició a 210 trabajadores, quienes suben un nivel salarial con incrementos de entre 6 y 8 por ciento, así como el pago de uniformes con salario integral, pendiente desde 2016 para 270 trabajadores, principalmente. El Rector se comprometió adicionalmente a homologar en la revisión próxima, la prestación de despensa con la que reciben los trabajadores de confianza, con lo que se complementaría un incremento de 607 pesos.
Estos logros representan avances en algunos casos, a demandas pendientes desde hace 20 años y en el caso de las retabulaciones, se crea un precedente que debe continuar hasta que beneficie a todos los trabajadores sindicalizados.
En otro orden de cosas, desde este año la cotización al ISSSTESON se modificará para incorporar a ésta la prima de antigüedad, a fin de evitar la caída de 30 por ciento en el ingreso para jubilados y pensionados que actualmente ocurre. También señaló el dirigente que en los dos años anteriores se logró la recuperación de 46 del 50 por ciento de los salarios caídos que se habían perdido en la huelga de 2014.
A pesar de las autoridades laborales, que quisieron frenar el movimiento con un documento ilegal, la firmeza de los trabajadores logró que en tres sesiones de pláticas entre sindicato y administración universitaria, se hicieran las propuestas que finalmente, con el voto mayoritario de los trabajadores de todas las escuelas y dependencias universitarias, fueron aceptadas para dar por concluido el movimiento.
En promedio, este incremento de 12% es probablemente el más alto logrado por el sindicalismo en las revisiones contractuales de 2018 y deja atrás el golpe de 2014. Ante el panorama generalizado de agresiones a los trabajadores mexicanos, lo más importante es que el STEUS mostró que está de pie y logró con la huelga, sendas victorias económica y política. Como dijera un filósofo alemán, la verdadera victoria de los trabajadores está en la ampliación y profundización de la unidad de los trabajadores. El STEUS lo logró.

No hay comentarios: