miércoles, 19 de julio de 2017

Llaman a formar frente para exigir que se excluya al sector agropecuario del TLCAN


Carolina Gómez Mena
 
Periódico La Jornada
Miércoles 19 de julio de 2017, p. 10
Seis organizaciones campesinas convocaron a formar un frente nacional para exigir al gobierno federal y al Senado que se excluya al sector agropecuario del Tratado de Libre Comercio de America del Norte (TLCAN), y someter a un plebiscito nacional la firma de cualquier nuevo acuerdo comercial para la continuidad de México en esta alianza trilateral, informó el presidente nacional de la Central de Organizaciones Campesinas y Populares (Cocyp), José Jacobo Femat. 
Detalló que para los dirigentes de varias organizaciones México no requiere firmar acuerdos que sometan su soberanía a los intereses de otros países y su desarrollo económico al enriquecimiento de empresas trasnacionales.
En entrevista, Jacobo Femat demandó del gobierno dar a conocer los objetivos que persigue en la revisión del TLCAN con Estados Unidos y Canadá, ya que el presidente Donald Trump dio a conocer sus objetivos y los negociadores mexicanos, Ildefonso Guajardo y José Calzada, titulares de las secretarías de Economía y Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación, respectivamente, sólo se congratularon por el anuncio, pero guardaron silencio.
Señaló que en 23 años de aplicación del TLCAN, México sólo reportó incertidumbre, ya que el gobierno carece de un programa para el desarrollo nacional de largo plazo, y las negociaciones se realizan con base en iniciativas y propuestas de los representantes de Estados Unidos y de las grandes multinacionales que ya controlan importantes rubros de la economía.
Dijo que están convencidos de que la firma de este acuerdo –que entró en operación el primero de enero de 1994– no ha significado mejoría alguna para el país, los trabajadores del campo y sus familias; por el contrario, el agro mexicano se estancó en los promedios de producción de alimentos que abastecían el mercado nacional y se ha convertido en uno de los mayores importadores.
Afirmó que los campesinos están en manos de intermediarios voraces que se apropian de sus cosechas por precios ínfimos, que impiden la recuperación de la inversión en la producción, amparados y protegidos por el acuerdo de libre mercado o libre competencia.
“Estos coyotes empresariales, son más de 20 empresas multinacionales, entre las que se encuentran Monsanto, Pilgrims Pride, Nestlé, Cargill, Taysson, Pepsico, Femsa Coca-cola, Walmart, Smith field, Sigma, Kellogg’s, Danone, Unilever y Alsea”, entre otras.
Criticó que no se haya convocado a los representantes del Congreso de la Unión, particularmente a los senadores, y añadió que el TLCAN no sólo es un acuerdo de compraventa de productos o mercancías, de eliminación de impuesto y aranceles de importación y exportación.
El tratado causa impacto negativo en los derechos humanos y políticos de los ciudadanos, los derechos laborales y sociales de los trabajadores y sus familias, sí como en los derechos ambientales y territoriales, la biodiversidad y los recursos minerales y naturales (tierra, agua y aire), indicó.
Anunció que el 26 y 27 de julio organizaciones campesinas se manifestarán en la Ciudad de México en demanda de solución a la inversión campesina conforme a los programas publicados por las diversas secretarías, para que se excluya el apartado agropecuario de la renegociación del TLCAN.

Fuente

No hay comentarios: