martes, 27 de junio de 2017

“Van mil días de dolor, impunidad y corrupción”, lamentan en marcha padres de los 43


Marchan por los 33 meses de la desaparición forzada de los 43 normalistas de Ayotzinapa. Foto: Raúl Pérez
Marchan por los 33 meses de la desaparición forzada de los 43 normalistas de Ayotzinapa. Foto: Raúl Pérez


PROCESO 

CIUDAD DE MÉXICO (apro).- En una marcha que partió de la columna del Ángel de la Independencia, padres y defensores de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa denunciaron que llevan “mil días de impunidad y corrupción” en las instituciones y el gobierno mexicano.
Con pancartas y consignas que exigían justicia, unas mil personas protestaron con sus rostros cada vez más graves y cerrados, gritando los lemas de siempre: “¡Ni perdón ni olvido!”, “¡26 de septiembre no se olvida!”, “¡Ayotzinapa vive!”.
Los acompañaron miembros del Frente del Pueblo, del Frente Nacional de Movimientos y Organizaciones Populares (FNAMOP) y de varias agrupaciones, así como gente de la sociedad civil.
“Mil días representan un largo caminar de dolor y de incertidumbre para nosotros”, dijo la madre de un normalista desaparecido al arrancar la marcha.
“Mil días demuestran también la evidencia de la impunidad y la corrupción que hay en México. Que las instituciones no funcionan. Que el gobierno no cumple con su compromiso de respetar los derechos”, comentó Vidulfo Rosales, abogado de las familias de las víctimas.
En mayo pasado, los inconformes emplazaron a la Procuraduría General de la República (PGR) a que diera a conocer resultados concretos sobre cuatro líneas de investigación del caso, a más tardar en la segunda semana de agosto.
Las demandas fueron: la posible participación del Estado en los hechos, la cooperación de la policía de Huitzuco, el análisis de la telefonía celular de los normalistas y el traspaso de drogas de Iguala a Chicago, en Estados Unidos.
“Es impresionante cómo a mil días, la gente ayuda de manera espontánea. Los padres viven de la solidaridad y eso les da ánimo”, añadió Vidulfo Rosales.
No obstante, advirtió que “si no hay avances (en agosto), nos movilizaremos de nuevo. Es vital resolver este asunto antes de octubre. Después, la elección presidencial va a ocupar la agenda nacional y ya no se va a hablar de nosotros”, aseguró el abogado al terminar la marcha en el Hemiciclo a Juárez.

Fuente

No hay comentarios: