jueves, 15 de junio de 2017

Desalojan a 8 mil por explosión en la refinería de Salina Cruz

Foto
El gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat Hinojosa; el director general de Pemex, José Antonio González Anaya, y el alcalde de Salina Cruz, Rodolfo León Aragón, supervisaron los trabajos para contener el incendio en la refinería Antonio Dovalí Jaime, en Salina Cruz. Las inundaciones provocadas por las lluvias desbordaron el martes las presas de residuos de la planta, lo que causó la conflagración en la casa de bombasFoto La Jornada y Diana Manzo
D. Manzo, A. Becerril, V. Ballinas e I. Rodríguez
 
Periódico La Jornada
Jueves 15 de junio de 2017, p. 30
Una explosión en la casa de bombas de la refinería Antonio Dovalí Jaime, en Salina Cruz, Oaxaca, obligó a desalojar a unas 8 mil personas de cinco colonias de ese puerto; la mayoría se refugiaron en las localidades vecinas de Huilotepec y Tehuantepec, y unas 2 mil fueron llevadas a cinco albergues habilitados por autoridades municipales. Nueve trabajadores resultaron heridos y en el curso del día todos fueron dados de alta del hospital de Petróleos Mexicanos (Pemex).
Pemex informó que la tormenta tropical Calvin provocó inundaciones en la refinería el martes, lo que hizo que se desbordaran las presas de residuos. El aceite derramado alcanzó punto de ignición y produjo el incendio. Las maniobras para controlar el fuego tardaron una hora y sofocarlo dos más.
El gobernador Alejandro Murat Hinojosa y el director general de Pemex, José Antonio González Anaya, supervisaron la contención del incendio en compañía del presidente municipal de Salina Cruz, Rodolfo León Aragón.
Alrededor de las 8:30 horas se escuchó la explosión. Cuando salimos al patio de la casa, en la colonia Petrolera, vimos que el humo se alzaba más y más. Las sirenas comenzaron a sonar. Tomé a mis hijos y los metí al coche. No sabía qué rumbo tomar y me fui al centro; era un descontrol total, narró Vanessa Ramírez.
La enorme columna de humo oscura se veía desde lejos. De inmediato comenzaron a circular videos e imágenes en redes sociales.
Soldados, marinos y policías estatales resguardan las instalaciones, ubicadas cerca de la costa del Pacífico. La planta procesa 330 mil barriles de crudo al día.
Amando Demetrio Bohórquez Reyes, titular de la Coordinación Estatal de Protección Civil (Cepco), informó que desde que comenzó la conflagración el gerente general de la refinería, Rogelio Ríos Benítez, explicó que no existía riesgo para la población. Aun así, la Cepco, las secretarías de Marina y de la Defensa Nacional, además de brigadistas de Pemex, aplicaron el protocolo de seguridad.
Se inició la evacuación de las colonias Boca del Río, Petrolera, López Ramos, Hidalgo Oriente, Juquilita y Porfirio Díaz; sus habitantes fueron llevados a albergues en Salina Cruz y Santo Domingo Tehuantepec.
En la Ciudad de México, Rocío Nahle, coordinadora de la fracción parlamentaria del partido Morena en la Cámara de Diputados, demandó que Pemex explique por qué redujo fondos para el mantenimiento de sus plantas y continúa con los recortes de personal. Esa política, sostuvo, ha provocado fallas y accidentes como la explosión de ayer en la refinería de Salina Cruz.
Consideró que ese accidente generará un tremendo problema de abastecimiento de gasolina en los estados del Pacífico, y una mayor dependencia de la importación de combustibles de Estados Unidos.
En conferencia conjunta con Manuel Bartlett, coordinador del bloque Partido del Trabajo-Morena en el Senado, Nalhe dijo que Pemex despedirá a otros 2 mil trabajadores en Campeche, especialistas en perforación y explotación, y anunció la cancelación de la gerencia de mantenimiento de trasformación industrial en Coatzacoalcos, Veracruz.
La diputada dijo que Pemex continúa con el desmantelamiento de la industria petrolera.

Fuente

No hay comentarios: