miércoles, 26 de abril de 2017

En respuesta al desalojo, incendian dos camiones en el municipio de Tixtla

Sergio Ocampo Arista
Corresponsal
Periódico La Jornada
Miércoles 26 de abril de 2017, p. 9
Tixtla, Gro.
En respuesta al desalojo efectuado en Ciudad de México contra padres de familia de los 43 normalistas desaparecidos en Iguala, estudiantes de la Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa incendiaron dos camiones de la empresa Coppel en una caseta de cobro de esta ciudad.
Uno de los dirigentes estudiantiles explicó que los padres de los normalistas desaparecidos habían asistido a una reunión con funcionarios del gobierno federal y fueron desalojados con violencia por diversas corporaciones policiacas porque desde el pasado 20 de abril colocaron un plantón afuera de las instalaciones de la Procuraduría General de la República.
Denunció que policías de Ciudad de México golpearon y dispersaron con gas pimienta a madres y padres de sus compañeros desaparecidos, por lo que apoyados por la Federación de Estudiantes Campesinos Socialistas de México, tomaron dos radioemisoras en Chilpancingo para informar de la represión del gobierno federal.
Nos retiramos, pero al salir de Chilpancingo, nos percatamos que las fuerzas policiacas nos iban persiguiendo en el libramiento a Tixtla. Para protegernos, bloqueamos la carretera federal, en libramiento, para evitar que nos golpearan y nos reprimieran.
Añadió que como maniobra de distracción incendiaron un camión de la empresa departamental Coppel para escapar del cerco que habían tendido las corporaciones policiacas y al pasar la caseta de cobro de la carretera federal Chilpancingo-Tixtla, quemaron otro camión de esa empresa para evitar la represión.
“Cuando avanzábamos a la altura del punto conocido como El Triángulo de Tixtla, justo donde hay una base de la fuerza estatal, nos interceptaron. Los policías nos dispararon con gas lacrimógeno y nos apuntaron con armas.
“Fueron detenidos unos ocho compañeros, a quienes golpearon, y a uno le echaron la camioneta, y si no se mueve lo atropellan.
A otro compañero una bala de gas le pegó en la cabeza, por lo que fue llevado al hospital de Tixtla; a otros los patearon, detalló.
Advirtió que a pesar de la violencia del gobierno, no van a dejar de defender a la normal de Ayotzinapa y dejar de buscar a sus compañeros, porque la lucha no parará hasta encontrar con vida a los 43.
La normal de Ayotzinapa conmemora 91 años de su fundación, por lo que se organizó un ciclo de conferencias en los que han participado los escritores y periodistas John Gibler y Anabel Hernández, así como el maestro Enrique Ávila Carrillo.

Fuente

No hay comentarios: