viernes, 27 de marzo de 2015

Los paterfamilias, contra las elecciones

Foto
Familiares de los normalistas, frente al INEFoto Carlos Ramos Mamahua
Claudia Herrera Beltrán y Emir Olivares
 
Periódico La Jornada
Viernes 27 de marzo de 2015, p. 11
Padres y madres de normalistas rurales desaparecidos reiteraron su exigencia de posponer las elecciones en Guerrero y sustituirlas por métodos como usos y costumbres, mientras el consejero presidente del Instituto Nacional Electoral (INE), Lorenzo Córdova, insistió en que su deber es organizar la jornada electoral, aunque matizó: ‘‘Nosotros no hacemos elecciones pase lo que pase’’.
Se comprometió a dar respuesta al documento de los inconformes antes del 4 de abril, o sea, del inicio de las campañas, además de remitirlos al Congreso de Guerrero, único que puede atender su propuesta de implantar un nuevo modelo de elección.
La reunión se dio después de meses en que unos y otros confrontaron posiciones sobre los comicios del 7 de junio. Los familiares de los  43 normalistas platicaron casi dos horas con Córdova y siete consejeros electorales, a quienes les expusieron que en las condiciones actuales es imposible creer en el proceso electoral. Plantearon que no pueden elegir a sus representantes mediante sufragios ‘‘electoreros’’ y que prefieren nombrar a sus representantes por usos y costumbres o la elección de concejos municipales.
Minutos después del mediodía, unas 350 personas se dieron cita en este punto para acompañar a los padres y madres de las víctimas y se encontraron con un INE cercado por cientos de efectivos de la Policía Federal y granaderos, que resguardaban las instalaciones desde temprano. La seguridad abarcó un amplio perímetro, pues incluyó incluso el deportivo del Sindicato Nacional de Trabajadores del Sector Salud, ubicado a un costado del instituto.
Una comisión de 20 padres y madres de familia ingresó a la institución sosteniendo carteles con fotografías de sus hijos desaparecidos y luego vino el encuentro privado. Córdova aprovechó para pedirles no obstaculizar el trabajo de los capacitadores electorales, dado que son gente de la comunidad. También ofreció disculpas porque cuatro jóvenes desaparecidos fueron insaculados, pero les explicó la imposibilidad de darlos de baja del padrón, porque no consta su fallecimiento. ‘‘Para el INE siguen siendo ciudadanos con derechos políticos plenos’’, refirió.
Los inconformes habían expresado que fue una falta de respeto la inclusión de esos nombres para ser funcionarios de casilla.
Melitón Ortega, padre de un estudiante de Ayotzinapa, explicó a Córdova por qué no es conveniente realizar las elecciones. ‘‘En Guerrero hay 43 vidas que no están. Los padres hemos dicho que no podemos permitir que haya elección; no se ha hecho justicia’’.
Seis meses después de la desaparición de los 43 estudiantes de la Normal Rural Raúl Isidro Burgos, diferentes colectivos sociales y estudiantes universitarios se sumaron a la movilización en el INE, que formó parte de la Décima Jornada Global por Ayotzinapa.
‘‘Porque vivos se los llevaron, vivos los queremos’’, fue la consigna con la que se retiraron de la sede del INE, desde donde enfatizaron que ha sido medio año de ‘‘tortura, dolor y sufrimiento’’.

Fuente

No hay comentarios: